Cubiertas para piscinas

Inicio | Accesorios para piscinas

Las denominadas cubiertas para piscinas cumplen un importantísimo papel para el cuidado de las piletas de natación y logran alcanzar un aprovechamiento casi total de las posibilidades que brinda tanto una piscina de hogar como una diseñada para albergar competencias o ser usada para la práctica y el aprendizaje de deportes acuáticos (tales como la natación o el waterpolo).

Si bien hoy en día acceder a una piscina es considerablemente más sencillo y económico que hace veinte años, hay ciertos aspectos referidos principalmente al mantenimiento de la misma que no han variado demasiado a lo largo de estos últimos años (si bien sí han variado los métodos utilizados para prevenir o remediar el desgaste). En este artículo nos centramos en las cubiertas para piletas de natación, sus ventajas, usos, y consejos para el mantenimiento del agua mediante este accesorio.

rollo de red de cubierta plegada
Práctica cubierta de piscina enrollada sobre dispositivo con patas trasladable.

Ventajas y aprovechamiento de las cubiertas de piscina

Las ventajas que ofrecen las cubiertas para piscinas son realmente muchas. En primer lugar, muchos propietarios de hogares que poseen piscinas suelen preguntarse cada otoño, cuando comienzan los primeros días de frío y los baños en la piscina son cada vez menos frecuentes, ¿por qué debo limitar a unos pocos meses al año, y cada vez que mis múltiples obligaciones diarias me lo permiten, algo tan satisfactorio como un buen chapuzón en mi piscina?.

La respuesta es sencilla: este problema se vería resuelto con una cubierta que resguarde su piscina del frío y los climas que resultan hostiles (incluso durante el mismísimo verano, cuando las temperaturas alcanzan niveles tan elevados que no permiten disfrutar siquiera de una buena temperatura del agua), algo que las piscinas de uso semi-profesional y profesional han venido implementando desde hace ya muchos años, puesto que son utilizadas durante prácticamente todo el año.

cubiertas para piscinasPor lo tanto, las cubiertas para piscinas aumentarán notablemente la temporada de baño, ya que permiten un aumento controlado de la temperatura del agua y del ambiente, creando un confortable microclima en el interior de la piscina, prolongando de esta forma el tiempo en que ésta es utilizada. Ni hablar de la suciedad que trae consigo la llegada de la primavera, con las cientos de hojas y tierra que comenzará a depositarse en el fondo de la piscina. A partir de esto último, podemos concluir que otra gran ventaja que proveen las cubiertas para piscina es la disminución del tiempo que se le dedica en concepto de limpieza. Al estar la piscina cubierta y aislada de la suciedad del exterior, se evitará el ingreso de hojas, insectos, tierra, polvo, etc, por lo que no sólo se ahorrará tiempo sino también dinero, ya que el agua de una piscina con cubierta permanecerá limpia por un período mucho más prolongado que una piscina expuesta a los inconvenientes del medio ambiente, evitando de esta forma un gasto mayor en los compuestos comúnmente utilizados para mantener el agua en condiciones óptimas.

proteccionOtra importante ventaja (quizás la más importante de todas, ya que está en juego la seguridad de nuestros seres más queridos) que proporcionan las cubiertas de piscina es la enorme tranquilidad que brinda un cerramiento cuando hay niños pequeños en la casa, circulando peligrosamente cerca del agua y corriendo serio riesgo de caer en ella. Con una cubierta en su piscina, estará tranquilo sabiendo que los niños pueden jugar cerca de la pileta cuanto quieran, mientras ésta permanece completamente aislada e imposible de acceder para un niño sin la ayuda de una persona mayor (y lo mismo corre en el caso de que tenga mascotas en el hogar).

Tipos de cubiertas de piscina

En cuanto a los tipos de cubiertas para piscinas que existen actualmente en el mercado, nos limitaremos a mencionar tan solo los más utilizados y los que han demostrado ser más efectivos. Uno de los más rendidores probablemente sea el sistema denominado “de cubiertas”, ya que está constituido por una sucesión de paneles de aluminio, que están unidos entre sí y sostenidos mediante unos cables de acero muy resistentes, los cuales conforman el esqueleto estructural de toda la cubierta. La principal ventaja de este sistema es que resulta muy resistente a la humedad (lluvia y nieve) y es uno de los que brinda el mejor aislamiento térmico. Este tipo de cubiertas se utilizan especialmente en las piscinas de más de 25 metros, es decir, que reciben un uso casi exclusivamente deportivo. Por otro lado, están las cubiertas móviles, que se caracterizan por estar diseñadas en función de las necesidades particulares de cada hogar. Estas cubiertas son ideales para los hogares con niños y animales, ya que proporciona un diseño simple y moderno que hace foco en la seguridad de las personas. Por último, para mencionar una alternativa más económica pero muy efectiva, podemos hablar de las cubiertas refrigerantes, que tienen la ventaja de abrir y cerrarse en tan solo unos pocos segundos. Además, este tipo de cubiertas se colocan directamente sobre el agua y al nivel del piso, por lo que no ocupan gran espacio ni generan demasiados inconvenientes al momento de su instalación.