Cerramientos de piscinas

Inicio | Construcción de piscinas

Una investigación realizada 10 años atrás, por una famosa revista de interés general, revelaba que el 65% de los individuos no se interesaba en comprar un natatorio debido a que sólo podía destinarse su uso a ciertas épocas del año, más precisamente durante el verano. Los fabricantes de estanques se dieron cuenta de que debían pensar en una solución para este problema que afectaría negativamente, en un futuro inmediato, la entrada de ganancias.

Y es así como surgieron los cerramientos para piscinas; los mismos suelen brindarnos esas ventajas vitales que necesitamos cuando queremos bañarnos durante la noche o en estaciones frías como el invierno. En este artículo mencionaremos los distintos tipos de cerramientos y qué clase de materiales se emplean para su confección; hablaremos también de sus notables beneficios y sus utilidades y sus diferencias entre sí a fin de aclarar debidamente lo que puede esperarse de un tipo de fabricación con respecto a otro.

Caracteristicas

cerramientos-piscinasAnte todo debemos diferenciar los términos “cubiertas”, “cobertores” y “cerramientos”, estos términos suelen emplearse como sinónimos pero existen grandes diferencias tanto en sus composiciones como aplicaciones. Las cubiertas son similares a los cerramientos pero éstas suelen ser de materiales transparentes y cubren únicamente los alrededores de la piscina sin dejar espacio para ubicar reposeras u otros muebles; éstas tienen el objetivo de resguardar al natatorio de la suciedad exterior y de las inclemencias del tiempo brindándonos la oportunidad de bañarnos allí al mismo simultáneamente.

Los cobertores tienen como principal diferencia el no ser una estructura; éstos están confeccionados en lona y lo único que cubren es el espejo de agua del natatorio; su función es la misma que el de las cubiertas, resguardar al estanque de la suciedad exterior. Por último nos quedan los cerramientos para piscinas, éstos se caracterizan por ser edificaciones no desmontables que tienen como objetivo hacer del área en donde se ubica el natatorio, un lugar más de interior. Aquí sí pueden situarse reposeras, sillones, e incluso un juego de mesas y sillas; habitualmente los cerramientos para piscinas se realizan con el objetivo de climatizar el agua de la misma para que ésta pueda disfrutarse durante todo el año y no sólo durante el verano.

Ventajas

tipos-cerramientosLos cerramientos para piscinas incluyen muchos beneficios que nos dan a entender que el invertir en un natatorio siempre será bueno para nosotros y nuestra familia y que podremos disfrutarlo cuantas veces queramos durante los 365 días del año. Los cerramientos también brindan una gran sensación de seguridad, principalmente si tenemos niños y mascotas; muchas veces los padres optan por cercos pero éstos no suelen ser lo suficientemente altos y los chicos pueden traspasarlos. Los cerramientos evitan este peligro ya que sólo puede accederse al interior mediante una llave o sistema automatizado; otra de las ventajas radica en la temperatura del agua.

Estas estructuras (si poseen techos permeables a los rayos del sol), junto con las cubiertas, son capaces de mantener la temperatura del agua entorno a 8-10ºC por encima de la temperatura que la misma debería tener al aire libre, lo que indica que en caso de no tener un equipo de climatización, aprovechamos el calor acumulado de las primeras horas de la mañana hasta las últimas de la tarde. Cerrar los alrededores de donde se encuentra el natatorio nos ahorra un gran presupuesto en productos químicos anti hongos, bacterias, y algas; ya que el agua se ve resguardada de la suciedad exterior y por ende su vida útil se extiende por más tiempo.

Los cerramientos para piscinas suelen estar hechos de materiales muy versátiles, pero dependiendo para qué se lo necesite, existen algunos que se emplean para retener mucho más tiempo el calor. Los confeccionados en aluminio reforzado son los más comercializados, los mismos dotan de solidez a la estructura; en ocasiones, los frentes y laterales son de vidrio de seguridad o metacrilato. Con respecto a la instalación, la misma puede realizarse sobre cualquier pavimento que rodee la piscina, la única desventaja radica en que los cerramientos de grandes dimensiones y de materiales delicados requieren de un considerable período de obra. Su vida útil es similar al del natatorio, 10 años junto con un certificado de garantía.