Modelos de piscinas

Inicio | más » Construcción de piscinas

Las piscinas son sin lugar a dudas un elemento con varias funcionalidades, son capaces de resaltar la estética de una estancia como de brindarnos diversión y relax al mismo tiempo; cuando incorporamos un natatorio a nuestra vivienda lo hacemos principalmente para contrarrestar las altas temperaturas que padecemos. Pero a la hora de elegir entre los modelos de piscinas empezamos a considerar factores que involucran no sólo la parte estética y funcional, sino que también nuestro bolsillo; ésta es una inversión importante y debemos hacerla basándonos en el mejor criterio que admite una relación de precio-calidad.

Tipos de modelo

modelosdepiscinasEl mercado nos ofrece modelos de piscinas más que interesantes y la particularidad de cada uno de ellos reside en que se adecuan a las necesidades de precio y confort. Uno de los modelos de piscinas más comercializados es el prefabricado, éstos son una buena alternativa ya que ofrecen prestaciones que no son muy diferentes con respecto a las de hormigón. Esta opción se ha hecho popular entre todos los individuos que no pueden construir un estanque debido a impedimentos legales; este tipo de piscina posee una estructura suficientemente fuerte para resistir el paso del tiempo debido a que sus materiales aportan estabilidad frente a los choques y a las roturas.

Una de sus características principales es que son indeformables y resisten los cambios bruscos de temperatura así como los productos químicos y los agentes atmosféricos; los natatorios prefabricados implican una solución económica y nos brindan una amplia gama de tipos y tamaños que se acoplan a un espacio o terreno específico. Otro de los modelos de piscinas populares es el construido a base de poliéster, los mismos se componen de una sola pieza formados por tamaños y formas estándar ya fabricadas; también podemos optar por el modelo hecho en liner o acero, ambos están compuestos por dos piezas. Una estructura de acero cuya función es soportar la presión ejercida por el agua y los empujes del terreno y una lona de PVC que recubre la estructura para que el agua permanezca en el interior.

tiposmodelosAntes de elegir cualquier modelo de piscina es recomendable analizar el terreno de la futura construcción, estudiar los presupuestos y establecer minuciosamente la apariencia estética que deseamos brindar al estanque. Sea cual fuere la decisión que hayamos tomado frente al material, es aconsejable buscar primeramente una empresa de confianza que trabaje con materiales de calidad. Las construcciones son muy complejas y por ende la elección de la pileta también lo es; los estanques de obra son uno de los modelos de piscinas de construcción más comercializados, su uso se ha extendido debido a las nuevas formas de instalación que posee: el hormigón gunitado. Éste se aplica con una pistola, a presión, evitando las juntas lo que mejora la estanqueidad de las piscinas; a su vez, se adapta con mayor facilidad a las superficies curvas y su instalación termina siendo mucho más rápida. Los sistemas mixtos no son muy conocidos pero sí muy eficientes; es una modalidad intermedia hecha a base de paneles perimetrales que se unen en función de la medida y forma del estanque. Posteriormente, se aplica hormigón el cual penetra en estos paneles y luego se recubren con PVC flexible.

Formas

Cuando hablamos de modelos de piscinas no nos referimos únicamente al material que se utiliza para construirlas sino también a las formas que éstas poseen; las posibilidades de personalizar una pileta para que ésta se adapte a nuestras necesidades son muy amplias. Los modelos más comunes que el mercado nos ofrece son: las circulares las cuales cuentan con la ventaja de una mejor integración en todos los entornos resultando ideales para jardines pequeños y espacios reducidos. Las de tipo rectangular, resultan perfectas para practicar deportes y al mismo tiempo son las que menos superficie ocupan; las rectangulares-ovaladas forman parte de una gama de estanques de recreo, un híbrido entre circular y rectangular que suele emplearse para espacios pequeños. Por último nos quedan las riñoneras que se instalan como un complemento estético.