Bañeras y tinas de hidromasaje

Inicio | Hidroterapia e hidromasaje

Las bañeras de hidromasaje resultan ser un accesorio imprescindible para aquellos que buscan agregarle a su hogar ese toque especial de sofisticación y funcionalidad al mismo tiempo.
De acuerdo a estadísticas recientes, las tinas de hidromasaje se han vuelto un instrumento muy popular tanto entre los bañistas que deciden apaciguar su cuerpo con agua caliente --tal vez luego de haber estado en la piscina--, como por los propietarios de inmuebles, los cuales no poseen pileta de natación pero sí se han tentado a adquirir este accesorio. Como hemos mencionado ya en otro de nuestros escritos, el uso de la bañera de hidromasaje se inició en los Estados Unidos pero recién en los 50’ se empezaron a construirse para uso personal; a continuación ahondaremos en más particularidades de este útil elemento y señalaremos sus beneficios.

baneras-hidromasajeNo existe un único modelo de tina de hidromasaje como tampoco éstos constan de una sola función, por ejemplo, el hidromasaje incluye a las bañeras de hidroterapia, éstas son las que se utilizan en clínicas especiales las cuales ofrecen sesiones de rehabilitación médica.

Se caracterizan por ser contenedores de agua que disponen de equipos especiales para realizar masajes de gran presión y a muy altas temperaturas; para llevar a cabo esta tarea emplean chorros de agua combinados con aire, los mismos pueden ser puntuales o móviles dependiendo del gusto de usuario o su afección a tratar. Existen infinidad de modelos de bañeras de hidromasajes, tanto para uso público como privado; en cuanto a sus dimensiones promedio decimos que éstas deben estar acorde a la cantidad de usuarios que deba albergar para eso se debe tener en cuenta la medida de un individuo situado en posición horizontal dentro de la tina quedando totalmente cubierto por el agua; si no se consigue este efecto entonces el hidromasaje será ineficaz. Habitualmente las tinas de hidromasajes se fabrican con materiales acrílicos y de poliéster mientras que las medidas, formas y diseños dependerán del gusto y las necesidades del comprador; para uso colectivo o “popular”, se pueden optar por diversos sistemas: inyecciones fijas y orientadas de agua, baños con burbujas de aire ozonizado, baños con aire a alta presión para masajes dirigidos o, combinar cualquiera de los sistemas anteriores.

tinas-hidromasaje  

Formas y tipos

La bañera de hidromasaje puede adquirir principalmente 5 formas o diseños diferentes: circular, de riñón, octogonal, cuadrado y rinconero; el primero es uno de los modelos más comercializados, está constituido por bancos anatómicos permitiendo una fácil entrada y salida; este tipo de tina se aconseja para ser utilizada en lugares públicos. Las octogonales poseen bancos a distintos niveles y un escalón de seguridad, mientras que la tina de hidromasaje de estilo rinconero se instala en espacios limitados, incluye un reclinatorio, escalones y bancos anatómicos. Por último nos quedan los modelos cuadrados y en forma de riñón, el primero fue el primer modelo de hidromasaje existente y por eso es el más tradicional, también cuenta con bancos y asientos anatómicos, sus esquinas son redondeadas para evitar así los vértices incómodos o peligrosos.

Las tinas en “riñón” están diseñadas especialmente para que podamos estirarnos como deseemos sin preocuparnos por problemas de espacio, cuenta a su vez con escalones para salir de ellas más fácilmente. Dentro de los tipos de bañeras de hidromasaje, la más popular es la que libera burbujas de aire en circulación ascendente, las mismas funcionan con un grupo motosoplador que insufla el aire cuyo caudal y presión son ajustados a las necesidades previstas y al volumen de agua de la bañera.

 

Su fondo posee un cierto número de orificios, y el diámetro y la sección total de estos permiten la distribución proporcional de aire proveniente de la tina. Dicho sistema cuenta con una red hidráulica que alimenta un cierto número de “jets” colocados de forma tal que los mismos queden dirigidos a puntos clave del cuerpo. Por supuesto, estos son regulables, de modo de permitir una orientación precisa focalizando aquella parte del cuerpo que requiera el masaje de burbujas. Tras esto, solo resta experimentar!